top of page

Identidades transfronterizas

Por Sandra Wong

El espacio fronterizo entre México y Estados Unidos es un espacio en el que no solo se entrelazan culturas e ideologías, sino en el que convergen discursos identitarios.


Cuestionamientos tales como el qué es lo que nos define como latinos están insertos en el día a día de la población fronteriza; actividades que parecen cotidianas se enmarcan en un cuadro de asimetrías, pero también de factores humanos, de sueños, esperanzas que van más allá de las fronteras e historias que pasan de generación en generación. El denominado sueño americano continúa siendo un ideal para muchos, en algunos casos una oportunidad y en otros una ilusión, y, sin embargo, ha influenciado gran parte de la historia de la comunidad latina en Norteamérica.


Pero ¿qué es lo que realmente nos define como latinos y específicamente como mexicanos? ¿Somos acaso el producto de un conjunto de elementos que hacen alusión a nuestra gastronomía, a nuestro idioma y a un pasado histórico en común? o ¿existe algún trasfondo, quizás incluso nostálgico, de lo que significa ser mexicano en un contexto transfronterizo?



Las fronteras geográficas pueden estar delimitadas, pero el concepto de identidad va más allá de dicha delimitación. En espacios fronterizos, en ocasiones de constante incertidumbre, los conceptos identitarios no solo generan puntos de conexión, sino redes de solidaridad, entendimiento mutuo y seguridad humana. Si bien el concepto de identidad también puede ser politizado y utilizado para estigmatizar a la otredad, como seres humanos tenemos la necesidad de buscar un espacio en común, de identificarnos, relacionarnos, e idealmente de aprender de esa otredad.


A pesar de la subjetividad que puede implicar la definición de una identidad cultural como tal, las sinergias que la cultura mexicana ha generado en los espacios transfronterizos denotan la capacidad humana por generar puntos de conexión a la par de una búsqueda de oportunidades en un mundo cada vez más globalizado. +



De dónde venimos no define a dónde vamos, pero en ocasiones puede ser la motivación para llegar a donde queremos estar.

Comments


bottom of page