top of page

Lee Alexander McQueen y Ann Ray: Rendez-Vous

El museo de arte tiene una nueva exhibición. Si te gusta la moda, estoy segura de que has oído hablar de Alexander McQueen y estás esperando esta exhibición que, te aseguro, llenará tus expectativas e inspirará a empujar tus límites para tu siguiente outfit.



Pero si nunca has oído del "chico malo de la moda", esta es una oportunidad para conocer su obra dentro de un marco muy personal.


Hablar de Alexander McQueen siempre trae dos tópicos a mi mente: innovación y salud mental. Primero, porque revolucionó la moda contemporánea, y segundo, porque a sus 40 años cometió suicidio. Solo puedo preguntarme qué más podría haber creado si hubiera tenido más tiempo.


Esta exhibición cuenta con más de 60 piezas presentadas en orden cronológico, que te mostrarán cómo su técnica se fue refinando con la experiencia que adquiría. De la mano de 65 fotografías de Ann Ray, te permitirá dar un vistazo detrás de cámaras y ver a la persona más que al artista.


Me parece relevante mencionar el trabajo de Ann Ray, amiga y fotógrafa de cabecera, quien seleccionó personalmente las fotografías para esta exhibición. Ella fue la única fotógrafa con acceso exclusivo a cuarenta y tres colecciones a lo largo de trece años, con más de 32,000 negativos. Sus fotografías ofrecen una mirada íntima no solo de los desfiles, sino también del detrás de bambalinas, fusionados de manera orgánica con las piezas en exhibición.



La moda como una expresión de arte a veces no es muy valorada, especialmente en un mundo donde el fast fashion parece estar a la orden del día. Tómate un tiempo para apreciar no solo las piezas y su calidad, sino también la historia que contaba con ellas. A veces representando sus raíces, a veces reflejando sus pasiones, a veces dejándose influenciar por la cultura pop, pero siempre dándole un toque personal que transmitía una historia en cada una de sus colecciones.


¿Mi parte favorita? Obviamente soy un poco parcial y voy a decir que su "Periodo Azul". Sin embargo, creo que mi parte favorita fue la complicidad entre amigos. Hoy en día todos tenemos acceso a una cámara y podemos tomar fotos espontáneas, pero también podemos tomar fotos con propósito y congelar en un marco las memorias que hacemos día a día.




4 views

Comentários


bottom of page